/* Profile ----------------------------------------------- */ .profile-img { float: left; margin-top: 0; margin-right: 5px; margin-bottom: 5px; margin-left: 0; padding: 4px; border: 1px solid #6728B2; } .profile-data { margin:0; text-transform:uppercase; letter-spacing:.1em; font: normal normal 83% Verdana, sans-serif; color: #af99dd; font-weight: bold; line-height: 1.6em; } .profile-datablock { margin:.5em 0 .5em; } .profile-textblock { margin: 0.5em 0; line-height: 1.6em; } .profile-link { font: normal normal 83% Verdana, sans-serif; text-transform: uppercase; letter-spacing: .1em; } /* Footer ----------------------------------------------- */ #footer { width:660px; clear:both; margin:0 auto; padding-top:15px; line-height: 1.6em; text-transform:uppercase; letter-spacing:.1em; text-align: center; } -->




Música por la identidad (2004)

Recital solidario en el marco del ciclo "Música por la identidad" el día Miércoles 27 de abril de 2004 a las 19.00 hs. en el Bar Tuñón. Maipú 849








"Música por la identidad" es un ciclo que nace con la intención de poner su grano de arena en ayuda de la labor de las Abuelas de Plaza de Mayo. Quiere difundir el trabajo de la asociación. Con un objetivo muy concreto: dar a conocer la búsqueda que llevan adelante desde hace más de 26 años las Abuelas es a la vez recordar la existencia de un delito que, por sus características, se sigue cometiendo cada día que permanece sin resolución, el delito de apropiación de la identidad.

Es necesario que todos, que cada uno de nosotros, conozca el hecho de que la dictadura militar dispuso de un plan de secuestro sistemático de bebés y niños. Quinientas personas a las que se les robó su identidad; quinientas personas que fueron niñas y niños secuestrados en los operativos de las denominadas "fuerzas de seguridad" o bebés nacidos en el cautiverio de sus madres en los campos de concentración; quinientas personas que hoy tienen entre 24 y 28 años.

Por eso existe "Música por la identidad". Porque en nuestra sociedad hay personas que desconocen su verdadera identidad. Personas a las que se les ha robado el derecho a saber quiénes son. Los músicos buscan hoy, por medio de este ciclo, que su arte sirva no sólo para promover valores estéticos, sino también valores éticos.
En la pequeña sociedad que formamos hoy en esta sala (como sucede en nuestra sociedad de todos los días), puede haber personas que -desconociéndolo o sospechándolo- pueden ser hijos de desaparecidos.

Así, músicos y espectadores nos juntamos hoy no sólo para hacer y escuchar música. Hoy también nos juntamos para promover la reflexión. Es necesario que nos preguntemos por nuestra historia. Y también nos juntamos hoy para acompañar a cada persona que esté dudando sobre su identidad, que sospeche ser hijo de desaparecidos; para decirle que -si está pensando en la posibilidad de averiguar por su identidad- vamos a brindarle todo nuestro apoyo y toda nuestra fuerza para acompañarlo.

Si esta reunión, si esta comunión que hoy el arte promueve, sirve también para iniciar una reflexión personal sobre la propia identidad, o bien sirve para dar fuerza a quien esté dudando y no sepa cómo dar el primer paso, el ciclo habrá cumplido su principal objetivo.
Agradecidos con todas las chicas y todos los chicos que se ponen en marcha en la búsqueda de su verdadera familia y se acercan a las Abuelas -a sus abuelas que nunca dejaron de buscarlos-, los músicos, desde el escenario, no dejan de aplaudirlos.

Porque encontrando su familia, reconstruyendo su verdadera historia, están a la vez actuando para conseguir una sociedad más justa en la que nunca más se produzca el delito de apropiación de la identidad.

Así pues, a las Abuelas de Plaza de Mayo y a los jóvenes que con cada identidad recuperada hacen de la nuestra una sociedad más justa, muchas gracias.

Fuente: Red x la identidad

No hay comentarios:

Publicar un comentario